TRANSLATOR

Select language


"Krabat y el molino del diablo"

(Marco Kreuzpaintner, 2008)

 

SENTIDO GENERAL

 

   Esta película nos habla de las fuerzas del bien y del mal en oposición. Mejor dicho, de las fuerzas del mal en oposición al bien. Nos cuenta la historia de un mago negro y su grupo discipular. Y cómo siempre sucede, el mal no tiene lugar en este mundo y se destruye a sí mismo.

 

   Cuando una persona pasa apuros, se siente desprotegida y olvidada del mundo, es fácil que caiga en las manos de aquel que le promete bienestar físico, ya que el principal objetivo del ser humano es mantenerse con vida, y a ser posible de manera confortable. Cuando esa necesidad está cubierta, entonces es necesario algo más para mantener a un individuo en la oscuridad y es el deseo de poder, de sentirse diferente y superior al resto. Esta es la manera en que el maestro atrae a sus discípulos, y cuando estos caen en cuenta de que han sido engañados, y que el precio a pagar por ese “poder” es muy alto, entonces, ya no hay escapatoria posible ya que han prometido fidelidad al maestro, y una promesa vincula al alma hasta el final. 

 

   Por suerte, siempre hay una vía de regreso, y esta es el Amor, lo más elevado que una persona puede sentir hacia otra y que en el film se refleja en el amor de los chicos hacia las muchachas, ese sentimiento puede con todo y lo redime todo, eso y el autocontrol y la auto-maestría de las emociones y pensamientos, van a conseguir la liberación de las ataduras autoimpuestas… pero claro, todo tiene un precio, y el precio de liberarse de ese yugo que ellos mismos se han colocado sobre los hombros es volver a convertirse en seres  humanos mundanos.

 

BANDA SONORA: (Pulsar play)

   Krabat

   Osterlied

   Annette Focks


 

SIGNIFICADO DE LOS PERSONAJES

 


   Personaje:    Significado:
   KRABAT  Discípulo espiritual
   TONDA  Condiscípulo, protector, instructor 
   MAESTRO DE MAGIA NEGRA     Instructor de fuerzas oscuras
   KANTORKA  Cristo Interno
   JURO  Condiscípulo e instructor
   MIEMBROS DEL GRUPO  Condiscípulos
   GEVATTER/PADRINO  Fuerza siniestra

 

 

KRABAT:

   Discípulo, estudiante espiritual que evoluciona desde lo más bajo, como alumno de las artes oscuras, hasta grados superiores gracias al amor. 

 

TONDA:

   Miembro del grupo de magia negra (condiscípulo) y a la vez protector e instructor de Krabat. 

MAESTRO DE MAGIA NEGRA:

   Es un instructor de las fuerzas oscuras, movido por su ambición de mantenerse eternamente vivo. Es egoísta y enseña por conveniencia para seguir existiendo.


 

KANTORKA:

   Representa al Cristo Interno de Krabat.

 

JURO:

   Condiscípulo y también instructor de Krabat.

 

 

 

LYSCHKO, MICHAL, MERTE, HANZO, ANDRUSCH, LOBOSCH, PETAR Y KUBO: Miembros del grupo de magia negra (condiscípulos). Todos evolucionan.

GEVATTER/PADRINO: el señor oscuro, la fuerza siniestra, la encarnación del mal.

VARA: Símbolo de poder y protec-ción

 

CUERVO: Forma de unión con la oscuridad

 

PENTAGRAMA INVERTIDO:

Símbolo de iniciación en magia negra.

 

MOLINO: Lugar dónde se imparte la enseñanza (dónde se hace el alimento espiritual, en este caso corrompido).

 

COLGANTE CRUZ: Símbolo de la unión con la parte divina.

 

 

EPISODIOS DESTACADOS

 

 

- La historia empieza con el contacto que hace el maestro con su futuro discípulo. La magia ne-gra tiene que atraer a sus seguidores, y la manera que tenemos de entrar en uno u otro sendero, casi siempre es porque hay alguna nece-sidad física que cubrir, en este caso de alimentación, vestido y refugio; cuando las necesidades básicas están cubiertas, vienen otras y es en este momento cuando la oscuridad trata de agarrar firme al discípulo, le da un cierto poder para que se sienta grande, superior a los demás, ese orgullo es el que pierde a la persona, junto con el egoísmo que provoca el querer conseguir los propósitos a cualquier precio. Y así es como Krabat (el neófito) es atraído. El mago negro llama a Krabat cuando está dormido, es decir, con la conciencia dormida, no iluminada. Cuando el mago negro le propone conocer lo que él le puede enseñar, Krabat tiene que aceptar, o sea, no puede oponerse a su libre albedrío, él debe escoger y así lo hace. Cuando lo sella dándole la mano, las ruedas del molino comienzan a girar, símbolo del samsara. Al aceptar desencadenó las consecuencias de su elección. Le da todo: zapatos, cama y ropa, o sea, toda su conciencia queda impregnada, dominada por lo que le da su instructor. La ropa da a entender que sustituye a alguien. El ambiente de grupo es duro. En los grupos espirituales positivos, el nuevo miembro es aceptado por el amor. Aquí no hay amor sino rechazo original.

 

- Siempre hay alguien que nos ayuda y protege, en este caso el protector de Krabat es Tonda (otro dis-cípulo más avanzado) que trata de evitar que el nuevo caiga en la red en la que ellos ya están enmaraña-dos. Gracias a él, Krabat tomará contacto con Kan-torka (el Cristo Interno). Ella simboliza la pureza de pensa-miento y sentimiento y será la clave al final del film, para liberar a Krabat de su yugo autoimpuesto (cómo se ve cuando juran lealtad a su maestro, tras la noche de Pascua).

 

- El que los envíe a un lugar en donde haya habido una muerte violenta en la noche Pascua es para que no capten las vibraciones positivas de esa festividad. Las vibraciones del pueblo que rezan y cantan a la luz de las velas es más positiva y potente y por un momento Krabat queda conquistado por ellas. Por eso baja al pueblo y conoce a Kantorka, que representa su Cristo Interno. De hecho, cuando la toca, todo se vuelve dorado y se conocen. La canción de esa escena es muy bonita. 

- Es muy significativo el momento en que Tonda le explica cual es la señal de la hermandad (la estrella de la iniciación invertida) y le advierte que está a tiempo de borrarlo y ser libre y que todo en la vida tiene un precio. Pedro Krabat aún no puede entenderlo. Muy especial el desprendimiento astral.

 

- La promesa de obediencia al maestro es bajo un yugo, el de la hermandad secreta. Podría ser visto como una verdadera advertencia de las consecuencias de sus prácticas: en lugar de liberar, apresan. Krabat es un buen discípulo, se esfuerza y disciplina hasta fortalecerse. Las condiciones de superación no difieren demasiado entre un mago blanco y uno negro. Así, en cierta forma, su desarrollo en el grupo no será totalmente perdido cuando opte por el camino “blanco”.

 

- La celebración de incorporación de Krabat al grupo de estudio es mediante el alcohol, que representa la conciencia entrampada y enturbiada. 

 

- Krabat ha sido seducido por el poder, pero al mismo tiempo se ha despertado en él un sentimiento elevado, el amor, el sentimiento más elevado que se puede tener, algo que el maestro no tolera entre sus discípulos: cuando algo elevado surge en ellos, literalmente lo mata. Pero el poder tiene su precio, como le dice Tonda, hay que pagar, y cada año uno de ellos es sacrificado al Padrino (fuerza siniestra) el maestro al final de cada ciclo (12 meses) pierde su fuerza, no tiene vitalidad ya que la Presencia se la ha retirado y la manera de mantenerse vivo es absorber la energía de sus discípulos, por eso, al final del año, el marcha y regresa rejuvenecido cuando uno de sus 12 discípulos es sacrificado.

 

- La fuerza siniestra mantiene al grupo, lo nutre con su energía corrompida que simboliza la harina que se muele en el molino (de la harina sale el pan, que es el alimento espiritual) y la víspera de Pascua el  Padrino trae sacos de huesos humanos que son convertidos en harina. La energía espiritual putrefacta que les alimentará durante el año siguiente.

 

- Otro momento relevante es el de la aceptación, en el que el aspirante es presen-tado y defendido por dos padrinos que responden por él, al mismo tiempo que jura al maestro y queda unido a éste por un fuerte lazo interior. Todo funciona en relación al número 12 (12 discípulos, como en el caso de Cristo) 12 meses del año, la hora 12 (en la que el molino comienza a funcionar cuando hay 12 que sirvan al maestro).

 
- El mal no conoce de lealtades y trata en todo momento que los muchachos no se unan, ya que la unión de ellos, el verdadero compañerismo, puede también destruirle (como luego sucede); trata de evitar todo sentimiento o emoción elevada en ellos y por el contrario, intenta que se mantengan enfrentados. 
 

- Otro momento interesante es cuando el maestro (viendo que pierde a Krabat, que tiene facultades para ser un buen mago) tienta al muchacho con más poder y además le dice que no le importa sacrificar a los compañeros que él quiera, aquellos con los que se lleve mal… trata de comprarle con mentiras y forzar su voluntad, pero también, como en el caso del Maestro Jesús, cuando la vibración, la conciencia se ha elevado, el mal no tiene dónde asirse y Krabat, literalmente vomita la oscuridad.

 

- Krabat tiene que enterrar la cruz de su madre porque le debilita y no le deja ser uno de ellos, lo cual es lógico porque representa lo último que lo mantenía unido al amor (de su madre).

 

- Ellos justifican que la suya es la única verdadera creencia porque les libera de la debilidad humana. También las enseñanzas luminosas buscan la liberación de la debilidad humana. O sea, la justificación tanto para bien como para mal puede ser la misma, lo que cambia es la motivación detrás de ella. El mago negro quiere ser superior a los demás y dominar Pero el mago negro no tiene energía y fuerza propia, sino que es fruto de un pacto con el mal. Así, su aparente libertad es ilusoria y robada.

 

- Al instructor negro no le conviene que amen porque el amor supera todo mal. Por eso cuando conoce quién es la novia de Tonda la mata.

- Cuando Krabat pierde a Tonda, se siente hundido y cree que no hay escapatoria, pero su amigo le da una pista, “seguro que hay alguien en quien puedes confiar, sigue a tu corazón”, y la sorpresa la dará Juro (el que parece el más simple de todos y que recuerda a Quasimodo) Juro es un gran mago, tiene un gran poder pero el aún no ha reconocido a su Cristo Interno, por lo que no está preparado para hacer frente a la oscuridad, pero Krabat sí, y Juro será el instructor que le enseñe lo esencial: mantener sujetos la mente y el sentimiento para que sean nuestros servidores y no nos traicionen en el momento de enfrentar la oscuridad del alma.

 

- El Cristo Interno nos redime y nos salva de nosotros mismos; Kantorka será crucial para salvar a Krabat (para liberarle). Ella le borra la estrella invertida. El Cristo lo rescata del mal. Es la “sin nombre” porque si el mal no nos conoce no puede dañarnos y tiene una gran pureza (de sentimientos y pensamientos), además, la lealtad de Krabat a sus compañeros será definitiva para que la joven pueda llegar al molino, ya que gracias a ese gesto de generosidad, en que se niega a traicionar a sus compañeros,  se gana a Lysko, que había sido su mayor enemigo en el molino, y  él traerá a Kantorka que superara la prueba del maestro mirando con los ojos de la intuición hacia el interior, ya que los reales solo ven la apariencia. Muy especial cuando en el agua Kantorka y Krabat se reflejan mutuamente, representando que ambos son dos aspectos de un único ser.

 

- Kantorka reconoce a Krabat, a pesar de su apa-riencia porque es guiada por el corazón, y se gana su liberación. Pero no sólo sucede esto, el resto de los muchachos, unidos por fin, hacen frente al maestro que al ser fin de año y acabarse el ciclo de 12 meses, está debilitado, ganan una batalla para todos en conjunto y resulta interesante ver cómo cuando ellos desplazan la energía del maestro, es decir, no permiten que absorba más de ellos, el molino primero se para, porque ya no tiene energía para continuar funcionando, y de repente, empieza a girar hacia atrás, lo que recuerda la Ley del Karma, la energía mal utilizada que retorna al que la provocó para cobrarse su deuda. Y como siempre sucede al final, el mal se destruye a sí mismo.

 

- Y cómo le dijo Tonda a Krabat: “todo el mundo tiene su precio” y abandonar la magia negra, el aparente poder, también lo tiene, pero a cambio se gana libertad.

 

 

ENSEÑANZAS ESPIRITUALES

 

- Cierto que la película es oscura, pero es que nos habla de oscuridad, de las tinieblas del alma que ha caído en desgracia, y que cuando es consciente de su error no sabe cómo salir del“embrollo” en el que se ha metido.

 

- Resulta sorprendente e interesante ver cómo el proceso iniciático en la oscuridad es exactamente igual que en la Luz pero con la energía invertida: están los padrinos que presentan y responden por el iniciado, el libro de la Ley, el símbolo del iniciado (en este caso el pentáculo) los cuervos en contrapo-sición con el águila (símbolo de la Presencia Yo Soy) el alimento espiritual (harina)…, es lo mismo, pero dado la vuelta.

 

- Por suerte, la vida, al mismo tiempo que nosotros nos cerramos nuestras propias puertas, tiene el buen hacer de abrirnos ventanas… o al menos dejarnos rendijas que si sabemos ver, nos servirán para volver a abrir esas puertas y regresar al buen camino. Aun en las tinieblas más oscuras hay una mano amiga que nos la tiende y viene en nuestro auxilio, y que nos muestra el camino que hemos dejado a un lado. Todos y cada uno de nosotros tenemos nuestro “Juro” particular que nos indica dónde mirar, para no ser deslumbrados o engañados por las apariencias del mal, y que según avanzamos en el sendero se vuelve más y más sutil, por lo que resulta difícil de distinguir dónde está realmente lo correcto y lo incorrecto. Por suerte, lo único que perdemos en esa tarea, es tiempo, porque la Luz siempre vuelve a su ser, y dónde ella está desaparece la oscuridad.

 

- En síntesis, las lecciones fundamentales que ofrece esta película son:

 

· Todo lo que se escoge hacer, usando el libre albedrío, tiene un efecto consecuente.

 

· Cuando las escogencias son dirigidas por el egoísmo, la ambición, el deseo de poder y dominio, la maldad, el precio va a suponer siempre perder y aumentar la oscuridad y la infelicidad.

 

· Las disciplinas de un iniciado de las artes oscuras son muy semejantes a las de un iniciado de la luz; lo que las diferencias es la motivación, que en esta es el Amor, la Compasión y la Misericordia.

 

· El Amor es el mayor poder del universo y supera todo mal, en especial supera la ignorancia.

 

(Comentado por Lourdes Arjonilla y Fela Galván)